martes, 10 de noviembre de 2009

Lo que cuesta la crisis

Gráfico sobre la inmensa inversión que está realizando el gobierno de Estados Unidos para superar la crisis financiera (pincha en la imagen para verla bien) Fuente http://www.informationisbeautiful.net/visualizations/the-billion-dollar-gram/
Y ahora, un poquito de lo que se gasta en España

El Gobierno creó el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) con una aportación inicial de 9000 millones de euros, ampliables hasta los 99000 en los años próximos (sí, sí, noventa y nueve mil millones de euros)
Hasta ahora, las operaciones de rescate que han salido a la luz hacen referencia a las cajas de ahorro. Estas entidades poseen una naturaleza jurídica muy especial. No son privadas, pero tampoco públicas*. Carecen del control de las verdaderas entidades públicas, pero están sometidas a los intereses de los políticos de la periferia. Que sepamos, hasta ahora, porque todo se lleva con bastante secretismo, tres son las operaciones ya realizadas o a punto de finalizar, y que van a necesitar recursos del FROB, es decir, de todos nosotros: la intervención por el Banco de España de la Caja de Castilla-La Mancha y dos fusiones, la de Caixa Terrasa con Caixa Sabadell, Caixa Girona y Caixa Manlleu, y la de Caixa Catalunya con Caixa Tarragona y Caixa Manresa.
Las fusiones son la forma de ocultar la verdadera realidad de la operación, que una o más cajas de las fusionadas están pasando por graves dificultades económicas y necesitan la ayuda del Estado: 750 millones de euros la intervención de la Caja de Castilla-La Mancha, 500 millones la primera de las fusiones y más de 1500 millones la segunda.
Comparemos estas cantidades con la destinada a incrementar la cobertura del seguro de desempleo, 640 millones de euros, y se verá la mentira de esa llamada a la solidaridad para subir los impuestos.
Esos recursos no van tanto a gastos sociales como a sanear las entidades financieras.

Si es tan necesario para la economía sanear el sistema financiero, es vital intervenir quirúrgicamente de modo inmediato, sin prolongar la agonía. No se puede permitir la permanencia de bancos enfermos que, con tal de no mostrar sus vergüenzas, están ahogando financieramente a las empresas y a las familias, restringiéndoles el crédito.



PD. A ver si el gobernador del Banco de España deja de preocuparse tanto de los problemas del mercado laboral y se ocupa más de controlar a las entidades financieras.



*El Partido Socialista impulsó una Ley de Igualdad que, entre otras cosas, quería obligar a que las empresas privadas incorporen mujeres a sus consejos de administración. Las cajas de ahorro, en su órgano máximo, la Asamblea General, tienen un porcentaje de mujeres del 0% (y todos los que están allí han sido directa o indirectamente nombrados por partidos o poderes públicos). Ejem.

1 comentario:

Antonio J. Pan dijo...

La verdad es que el gráfico es brutal. Sobre todo si se compara el precio de la guerra en Irak con el dinero suficiente para alimentar a todos los niños del planeta durante un año... Da un poquillo que pensar, ¿no?